miércoles, 27 de octubre de 2010

La tarjeta de visita


"Bum bum que te quemas,
bum bum no juegues con fuego,
que lo que hicimos ya está hecho
y si te he visto no me acuerdo"

La estrofa de esta canción la llevaba en el alma desde hacía unos días... Fernando quería cambiar de forma de pensar, porque desde hacía tiempo que sentía que se estaba consumiendo en vida de tanto pensar y extrañar a su ex-novia. Elisa lo había dejado por otro hombre. Sus motivos tuvo. Bien por ella. Pero él si bien no era perfecto, ya conocería a otra mujer que lo aceptara como era. Así que Fernando se dijo en voz alta mientras se veía en el espejo:  
"¡No! ¡Basta! Ya no quiero seguir sufriendo. A lo hecho, pecho. Le fallé a Elisa, pero este error no lo volveré a cometer. Así que empiezo a perdonarme para poder seguir adelante con una sonrisa en los labios. Quiero ser feliz. Y aunque ahora me encuentre solo y con el corazón roto, otros tiempos vendrán. Y si le sonrío a la vida, otras mujeres me encontrarán atractivo y simpático".

Es así, como Fernando con este pensamiento salió de su casa antes de tomar el metro que lo llevaría a su trabajo. Ya en el tren Fernando vió que  la mayoría de los pasajeros se encontraba o bien leyendo sus periódicos o hablando en sus teléfonos celulares, así que para alegrarse la vida mientras viajaba durante media hora en el tren, se colocó los auriculares de su MP3 y se puso a escuchar y a cantar en voz baja la canción "Bum Bum".

El día para Fernando no podía empezar de mejor manera porque una mujer guapa que estaba sentada a su lado, escribió algo en una tarjeta y se la dió a él en silencio. Luego, ella se paró y caminó en dirección a la puerta del vagón. Fernando sorprendido quizo decir algo, pero ella rápidamente ya había bajado del tren. Ya estando en el andén, la desconocida le regaló una hermosa sonrisa mientras veía como Fernando se alejaba con el tren y con la tarjeta de visita entre sus manos.  

En la tarjeta de visita no solamente decía el nombre de ella, su profesión, dirección electrónica y número teléfonico, sino que en la parte de atrás de ésta,  la mujer -aún desconocida- había escrito la siguiente frase:
No me temas; conmigo no jugarás con fuego.


Marisol




Bum Bum
de Antonio Carmona

Bum bum que te quemas,
bum bum no juegues con fuego.
Bum bum que te quemas,
bum bum no juegues con fuego.

Sé lo que soy,
soy lo que quiero ser,
y el tiempo me deja contar.
Sé de donde vengo,
no se a donde iré,
pero te doy lo que tengo.

  Sé lo que soy,
soy lo que quiero ser,
yo no me dejo engañar.
digo lo que siento,
no puedo detener,
lo que yo llevo por dentro.

Arriba los corazones,
que no nos faltan razones.

Bum bum que te quemas,
bum bum no juegues con fuego,
que lo que hicimos ya está hecho
y si te he visto no me acuerdo.

Bum bum que te quemas,
bum bum no juegues con fuego,
que lo que hicimos ya está hecho
y si te e visto no me acuerdo.

Soy como soy,
soy lo que puedes ver,
nací de piel pa' cantar.
vivo donde quiero,
no puedo detenerme,
sigo pa' alante y sin miedo.

Arriba los corazones,
que no nos faltan razones.

Bum bum que te quemas,
bum bum no juegues con fuego,
que lo que hicimos ya está hecho
y si te he visto no me acuerdo.

Bum bum que te quemas,
bum bum no juegues con fuego,
que lo que hicimos ya está hecho
y si te he visto no me acuerdo.

Sabes lo que doy,
y a ti te gusta.
sabes lo que voy ando,
y no me asusta.
solo por la ciudad,
nadie me busca.
  Y voy solo cuando paso por tu calle.
Bum bum que te quemas,
bum bum no juegues con fuego,
que lo que hicimos ya está hecho
y si te he visto no me acuerdo.

Bum bum que te quemas,
bum bum no juegues con fuego,
que lo que hicimos ya está hecho
y si te e visto no me acuerdo.

Bum bum que te quemas,
bum bum no juegues con fuego,
que lo que hicimos ya está hecho
y si te he visto no me acuerdo.

Bum bum que te quemas,
bum bum no juegues con fuego,
que lo que hicimos ya está hecho
y si te he visto no me acuerdo.

******

7 comentarios:

don vito dijo...

Hola, bello bog, precosas entradas, te encontré en un blog común, si te gusta la poesía te invito al mio,será un placer,es,
http://ligerodeequipaje1875.blogspot.com/
muchas gracias, buen día, besos.

veronica dijo...

hola interesante entrada me gusto besos

José Gonçalves dijo...

Olá Marisol,

Quantas vezes não temos ao nosso lado aquilo que procuramos e teimamos procurar muito mais longe e não encontrando?

É preciso estar de olhos abertos e ver, não apenas olhar!

Um abraço e até sempre,

José Gonçalves
(Guimarães)

Pluma Roja dijo...

Hola Marisol, regresando y visitando a los amigos, placer de volver a leerte.

Un fuerte abrazo.

Hasta pronto.

ROBER dijo...

Hermosa historia con el misterio de la comunicación de una mente a la otra, cuando se da lo más importante en nuestras vidas: el amor.
Me gustó mucho Marisol
un abrazo, roberto

La sonrisa de Hiperión dijo...

Bella composición de los Carmona...

Saludos y un abrazo.

Manel Aljama dijo...

Si fuese todo tan fácil. Dicen que fácil es equivocarse y difícil, pedir perdón. Con tu cuento haces fácil lo que es bastante complicado, sobre todo en la realidad de los humanos que se aferran a rencores o se hacen ataduras que ya nunca apretarán.
Me ha gustado.
http://poesiaencastellano.blogspot.com/2010/10/luegocerrare-los-parpados.html

Publicar un comentario