martes, 6 de octubre de 2009

Sueños viajeros

Autumn Window Pictures, Images and Photos
Un día- hace tiempo ya- cuando un manto de neblina de la ciudad que me vió nacer me envolvía en sus brazos, decidí abrir de par en par la ventana de mi corazón para dejar volar en merecida libertad a dos de mis más preciados sueños.

Mientras el sueño más tímido se quedó revoloteando cual gaviota juguetona entre la enredadera grande de buganvilias color púrpura de la casa de mis abuelos  y la piel arrugada azul - gris del Océano Pacífico, el más valiente de mis sueños se alejó de Lima sin mirar atrás y batiendo sus alas con fuerza se aventuró a buscar un horizonte más prometedor.

Y mientras me hago la pregunta qué es un horizonte más prometedor, hojas de otoño vestidas de color dorado, morado y verde empiezan ya a desprenderse lentamente de los árboles de la ciudad que me adoptó como su hija. 

Hace pocos días atrás, en el preciso momento, en que hojas otoñales iban cayendo al pie de la ventana de mi otra vida, mi sueño más tímido -desde el otro lado del mundo -le preguntó,  con una duda entre las manos, a la muy querida Doña Primavera:
- ¿Cuándo regresará ella a buscarme?
Y mientras Doña Primavera lo consolaba, llegó como un soplo de aire intempestivo la respuesta -no esperada- del sueño más valiente, quien con voz sonora y de protesta le contestó desde lejos:
- ¡Sólo cuando yo se lo permita! ¡.....cuando yo se lo permitaaaaaa.....!

Y su voz retumbó como un eco violento al pie del acantilado de la casa  de mis abuelos. Esa añorada casa donde viví mi niñez y parte de mi juventud...


Ayer llamó Doña Primavera por teléfono a Don Otoño para contarle que desde que mi sueño más tímido recibió esa respuesta, ya nadie más lo ha visto volando por allí. Le preguntó si quizás mi sueño más tímido se encontraba en Berlín buscándome... No. Por aquí aún nadie lo ha visto.

Marisol



14 comentarios:

Adolfo Payés dijo...

Me gusto el cuento de tus suenos vuelo necesario por partir a esos horizontes nuevos. Para volar..

Excelente

Un abrazo
Saludos fraternos..

Flor dijo...

Que bello cuento nos traes Marysol!La musica siempre muy buena.

Besos y un te quiero

Flor

*Luna dijo...

Hola cielo que bello cuento me encanto
un beso

amor y libertad dijo...

voy a meter la mano en la pantalla y a tirar de tu blog y a sacarlo por aquí, en madrid, a ver si hay suerte y vienes tú detrás agarrada, y así ya por fin te puedo abrazar

El Replicador de Sueños dijo...

Lo bueno de tener dos sueños en diferentes latitudes Marisol es que mientras uno sueña su sueños el otro puede soñar despierto (y viceversa)

besos

Juan Carlos

ONUBIUS dijo...

Vengo a pasearme por tus letras, cargaditas de buenas sensaciones a pesar de lo poco que he visto, claro que esto ultimo tiene solución, un placer conocerte y lo sera también seguirte...

Abrazzzusss

Josh

ShaO dijo...

Que Berlin es enooorme!!! dale tiempo a Don Otoño y Doña Primavera quizás encuentren un lugar de los dos, mejor dicho de los tres...
Un abrazo gigante cielo

pecado dijo...

Me Huele a añoranza, oigo las hojas del otoño, sabe a fruta madura de primavera, veo la ventana, te toco.

Maria Jesús dijo...

Leer tu cuento me ha hecho sentir mejor y, sin duda, en tu blog me siento como en casa, muy a gusto pues se respira sentimientos nobles y belleza en lo que haces, pues se nota que escribes desde el corazón.
En cuanto al comentario que me dejaste en el blog sobre lo de la carta del ocho de oros del tarot más bien diría yo que el ocho de oros implica nuevo amor pero en una relación que va a resultar sacrificada por el grado de dedicación a la otra persona que va a implicar y en cuanto al trabajo también sería una nueva oportunidad laboral pero acompañada de sacrificio. Como me encanta el mundo de las hadas y éste se asocia a la clarividencia, estoy formándome sobre el tarot la cual considero una herramienta para conocernos mejor a nosotros mismos y para aprender a ser conscientes de cosas que desconocemos. Ahora estoy leyéndome un libro de cuentos sobre los arcanos mayores de una conocida autora (que nos ha recomendado mi profesora) y sobre el que formaré parte de un grupo de discusión sobre su obra. Y ha sido de la lectura de este libro de donde saqué la idea de escribir yo también un perqueño cuento sobre este arcano mejor y así, de paso, aprendo a profundizarlo y a adentrarme en su significado. Saludos

Robërto Loigar dijo...

Doña primavera y Don Otoño.
Me suena esos nombres, soy el cartero que busca sus direcciones.


Besitos otoñales Marisol

Violeta dijo...

Que forma preciosa de escribir este post..te deseo con toda el alma que llegue o vayas a encontrarte con la Primavera de tu tierra. Un beso enorme mi querida navegante.

margret dijo...

Espero que te encuentre pronto... quizás el reto lo llenó de valor. Un abrazo.

Manel Aljama dijo...

Muy bonito ese contraste entre primavera y otoño, lo tímido y lo valiente.
Ahora en el norte es otoño y en tu tierra natal debe ser primavera esta historia es bella, evocadora y llena de fantasía. Leído con fondo musical se llena aún más de romanticismo y si cabe de añoranza ;)

huir dijo...

me parece hermoso eso de regresar a buscarte, me gusta

Publicar un comentario